Phelps y Bolt dominaron e lplaneta olímpico en Beijing

by

Pekín.- En unos Juegos Olímpicos que como nunca antes estuviero alejados de la realidad, el estadounidense Michael Phaelps y el jamaicano Usain Bolt reescribieron el libro de los récords gracias a su titánica actuación en Pekín.

El escenario para dos presentaciones de otro planeta fue China, un país que por sí mismmo constituye un planeta, cuyo gobierno comunista regula como si los valores olímpicos no hubiesen pasado nunca por su capital.

Pese a las notorias diferencias con el resto del globo, las esperanzas de que el mundo y China alcanzaran un mejor entendimiento entre el 8 y el 24 de agosto gracias a los Juegos estaban presentes. Y se hicieron realidad, manifestadas en esa turba gigantesca de voluntarios locales, tan amigables y serviciales.

“El mundo aprendió más sobre China y China aprendió más del resto del mundo”, dijo Jacques Rogge, presidente del COI, que se abstuvo de criticar a los anfiriones mientras el mundo espera sus conclusiones públicas en la ceremonia de clausura.

En su camino hacia la seducción de quienes la rodean, China dejó dos obras arquitectónicas que dejaron sin aliento a los visitantes: el “Nido de Pájaro”, el estadio principal de la competencia, y el “Cubo de Agua”, el multidimensional recinto que recibió a la natación.

Ambos “templos” fueron testigos de las hazañas más impactantes del encuentro olímpico: las de Phelps en el agua y Bolt sobre la tierra. El estadounidense logró en el “Cubo” lo que parecía imposible hasta hace no mucho, quebrar el récord de siete medallas de oro ganadas en una edición de los Juegos que poseía su compatriota Mark Spitz, también nadador.

El mundo intentó buscar adjetivos cada vez más grandilocuents para describir su logro de ocho medallas, que le permitieron llegar a 14 y convertirse con cinco de diferencia en el atleta más ganador de la historia de los Juegos Olímpicos, pero Phelps, de 23 años, eligió el perfil bajo.

“No sé qué es lo que me hace diferente. Me supera. Hago lo que amo. Amo competir y amo nadar. Tengo metas muy muy altas preparadas para mí y eso es lo que me motiva para seguir fuerte”, dijo en una entrevista a dpa el nadador.


A %d blogueros les gusta esto: